Monasterio de San Xoan de Poio.

Un toque de espiritualidad a las Rías Baixas.

Detalle de la fachada.
Hablar de las Rías Baixas es, sobre todo, hablar del albariño, el pulpo á feira y los mejillones cultivados en las bateas. Pero estas tierras esconden, como sucede en tantos otros puntos de la geografía gallega, un importante centro de espiritualidad. Es el monasterio de San Xoan de Poio, enclavado a cuatro kilómetros escasos de Pontevedra.
La tradición sitúa la fundación de este monasterio en tiempos de San Fructuoso. Sin embargo, no es hasta el año 940 cuando hay referencias documentales de la existencia de este monasterio. El edificio estuvo en manos benedictinas, quienes construyeron el precioso claustro de las procesiones o la iglesia. Esta última alterna las líneas clasicistas con elementos barrocos como es su fachada. En el altar mayor sobresale un bello retablo churrigueresco.


Claustro del monasterio de San Xoan de Poio.
A mediados del siglo XIX, tras la desamortizaciones de Mendizábal, los benedictinos abandonaron las instalaciones monacales hasta 1890 en que una comunidad mercedaria las ocupó nuevamente. Esta comunidad amplió el edificio en lo que puede considerarse un segundo monasterio, que queda perfectamente delimitado de las construcciones más antiguas. Estas nuevas instalaciones albergan actualmente una más que interesante hospedería. Sin duda alguna, y por muchas razones, un lugar muy recomendable y que hay que tener anotado en la agenda viajera.
Fachada principal.
La biblioteca es otra de las estancias más relevantes del lugar, albergando más de cien mil volúmenes, algunos de ellos de una gran relevancia. Esta voluminosa colección bibliográfica se debe, no solo al empeño recopilatorio de benedictinos y mercedarios, sino también a la donación de la biblioteca de don Antonio Rey Soto. Además de la riqueza cultural del lugar, cuyo prueba más fehaciente es su biblioteca, también hay que destacar el poderío económico que otrora vivió la comunidad religiosa de San Xoán de Poio. Atestigua dicha riqueza material la presencia de uno de los hórreos más largos de toda Galicia.
Detalle de un mosaico en el monasterio de San Xoan de Poio.
Destacaré, por último, la colección de mosaicos que, aunque más recientes, considero que poseen un  gran atractivo artístico. La iconografía de los mosaicos representan distintas escenas localizadas en los puntos más emblemáticos que recorre el camino de Santiago.

Localiza el destino en el mapa.

No hay comentarios: