Castillo alicantino de Santa Bárbara.

Fortaleza estratégica en la cima del Benacantil.


Garita en el castillo de Sta. Bárbara.
 La capital de la Costa Blanca, además de ofrecer a sus visitantes sol y playa, también tiene arte, historia y cultura. El castillo de Santa Bárbara es un buen exponente de ello. La arquitectura militar se ha ido adaptando, con el paso de los siglos, a la superficie escarpada de la cima del monte Benacantil.  Esta construcción, situada a 166 metros sobre el nivel del mar, tiene sus orígenes en el siglo IX, en tiempos de la dominación musulmana. No obstante, casi todas las dependencias actuales corresponden al siglo XVI, siendo el Rey Felipe II su promotor. En algunas de estas dependencias podrás ver exposiciones temporales de pintura o escultura.


Puente para acceder al nivel más alto de la fortaleza.

Para subir al castillo, la opción más lógica es utilizar el ascensor que, como si de una arteria se tratase, recorre las entrañas de la montaña. El túnel de acceso al ascensor tiene su entrada frente a la playa del Postiguet. Se trata de un viejo ascensor que, en el momento en el que escribo estas líneas. está siendo remodelado por lo que, mientras duren las obras, está temporalmente cerrado al público. Un servicio de autobuses que parte desde la Puerta del Mar ofrece un recorrido alternativo. En cuanto concluyan las obras, el ascensor volverá a funcionar de nuevo pero ofreciendo un servicio más rápido y cómodo.
Algunos detalles recuerdan su pasada función defensiva.
Pese a la indudable comodidad del ascensor, te propongo otra alternativa: realizar el ascenso andando. Pese a que muchos te aconsejarán lo contrario, la subida a pie es bastante agradable. La puedes hacer a través del adarve de la muralla tomando un camino bien señalizado que parte desde las proximidades del Mercado Central, o atravesando un parque escalonado que está a las traseras del Barrio, que así es como llaman a la zona más vieja de la ciudad. En cualquiera de los casos, cuando te quieras dar cuenta ya estarás en la misma puerta de la fortaleza. Durante la subida no pierdas de vista el perfil del rostro humano que ofrece la peña sobre la que se yerguen los muros más altos del castillo.

Panorámica del Puerto.
Si no fuesen suficientes las razones expuestas anteriormente para subir al Castillo de Santa Bárbara, aún queda otra que, por sí sola, justificaría la visita. Me refiero a las maravillosas vistas que desde sus almenas se obtienen. Dependiendo del punto cardinal al que dirijáis vuestra mirada, la visión será bien diferente. Sin pretender ser demasiados rigurosos en la descripción, sirva de referencia que hacia el norte veréis la linea de la costa con el municipio turístico de San Juan en un primer plano. Al este el mar Mediterráneo, en el que, en el horizonte,  si el día está despejado, veréis el perfil de la isla de Tabarca. Al sur tenéis la ciudad de Alicante con su puerto en primer plano. Y hacia el poniente contemplaréis la el interior de la ciudad con las escabrosas sierras que la circundan.


OTROS ARTÍCULOS QUE QUIZÁ TE PUEDEN INTERESAR:

No hay comentarios: