Zafra, al suroeste de Badajoz.

Siete lugares de la ciudad que debes conocer.

La Localidad de Zafra, situada al suroeste de la provincia de Badajoz, es uno de esos lugares que no debe dejar de visitar el viajero curioso. Con sus más de 16000 habitantes, es considerada la capital de la comarca. Paseando por sus calles, el viajero descubre a través del legado patrimonial que atesora la importancia que tuvo en el pasado, pero también percibe en el ambiente el próspero presente que vive. Una prosperidad que alcanza su mayor exponente durante la Feria Internacional de Ganadería. En una visita a esta ciudad extremeña no deben dejar de visitarse los lugares que exponemos a continuación:


1.- Plaza Grande. Fruto de su tradicional actividad comercial, esta plaza era el marco ideal para todo tipo de transaciones. Sus soportales constituían un buen resguardo contra las extremos meteorológicos, especialmente las derivadas del calor estival. Si bien es cierto que los nuevos modelos comerciales la han dejado un poco desplazada, todavía muestra una agitada vida social.

2.- Plaza Chica. Los soportales de la Plaza Chica tuvieron la misma finalidad que los de la Plaza Grande. Si bien su tamaño, como el propio nombre sugiere, es menor, el encanto de este recinto supera con creces al del anterior. Destacar como curiosidad la vara labrada en una de las columnas de esta plaza que servía como marca de referencia para evitar la picaresca.

3.- Castillo-palacio de los Duques de Feria. La que fuera la casa de esta familia nobiliaria, se ha convertido en un atractivo parador de turismo. Conjuga el edificio en perfecta armonía los elementos defensivos con aquellos otros más palaciegos. Destaca el hermoso patio neoclásico.

4.- Colegiata de la Candelaria. Es un bello templo de planta basilical construido en el siglo XVI. Los nervios pétreos de su bóveda ofrecen un bello contraste con el encalado de sus muros. Merece la pena disfrutar de su interior, que sorprende aun más dada la aparente sobriedad del exterior del edificio.

5.- Convento de Santa Clara. Este convento de monjas de clausura alberga un museo. Además puedes adquirir los productos artesanales que elaboran sus moradoras. Es otro rincón zafrense que no debe pasarse por alto.

6.- La calle Sevilla. Esta arteria peatonal une la Plaza Grande con la plaza de España, siendo el principal eje comercial de la ciudad. Algunos establecimientos están instalados en lo que fueran antiguos palacios. El extremo norte de la calle está presidido por la imagen de la torre de la Colegiata, ofreciendo una encantadora estampa.

7.- Feria Internacional de Ganadería. Un momento especial de la ciudad es cuando se celebra la Feria Internacional de Ganadería. Son varias las fuentes que afirman que se concentran en la ciudad para esos días hasta un millón de personas. Exagerada o no, lo que sí está claro es que la Feria es un reclamo para muchas, muchísimas personas.


Localiza el destino en el mapa:

No hay comentarios: