Un viaje por los cerros de Úbeda.

Plaza de Juan Vázquez de Molina.

Sacra Capilla del Salvador del Mundo.
Cuenta la leyenda que estando las huestes de Alfonso VIII dispuestas para la conquista de la ciudad, un caudillo de éste se vio prendado por la belleza de una doncella. Llegado el momento de entrar en batalla, el caudillo prefirió el encuentro con la doncella a la lucha con el adversario. Acabada la batalla y preguntado por el Rey sobre su paradero durante la contienda, el irresponsable militar no tuvo otra ocurrencia de responder que se encontraba por esos cerros de Úbeda. Y así fue como esto de andar con el pensamiento en otro lugar al que corresponde ha quedado expresado con esa frase de estar por los cerros de Úbeda.


Pario interior del palacio del Deán Ortega, ahora Parador de Turismo.
Pues bien, andábamos nosotros por los cerros de Úbeda, y más concretamente en Villanueva del Arzobispo, pues estábamos alojados en el Hotel Los Chiles, cuando decidimos ir a visitar esta hermosa localidad jienense. Ya hacía años que no habíamos estado allí, y nuestro recuerdo de ella nos decía que los coches circulaban a diestro y siniestro, por unas calles donde los nuevo y lo viejo se mezclaba dando una sensación un tanto caótica. Solo se salvaba de este extraña sensación la plaza de Juan Vázquez de Molina, posiblemente una de las más hermosas de España.
Perspectiva del palacio de Juan Vázquez de Molina.
No sé muy bien si es que teníamos el recuerdo algo distorsionado o, por el contrario, se ha puesto cierto orden urbanístico peatonalizando y cuidando el mobiliario urbano, pero la ciudad me ha parecido mucho más hermosa de lo que la recordaba. Me he encontrado en esta nueva visita un lugar para ser paseado, que es los que me gusta hacer por pueblos y ciudades. Una ciudad a la medida humana en el que ir descubriendo las delicias renacentistas que ofrecen a cada rincón se convierte en todo un placer.
Puerta de la Sacra Capilla del Salvador del Mundo.
¿Y qué decir de la plaza Juan Vázquez de Molina que no se haya dicho ya? Es un espacio amplio y asimétrico en el que diferentes edificios, unos religiosos y otros civiles, configuran un recinto hermoso, muy hermoso. Sin detenernos en la descripción de todos ellos, si que hay que citar la Sacra Capilla del Salvador del Mundo, posiblemente el icono más representativo de la ciudad. También parece obligado referirnos al palacio que da nombre a la plaza y que actualmente es el ayuntamiento. Estos son solo dos de los edificios que dan forma a una plaza imprescindible para los amantes del arte.

Localiza el destino en el mapa:


OTROS ARTÍCULOS QUE QUIZÁ TE PUEDEN INTERESAR:

No hay comentarios: